El roce de las puertas

El roce de las puertas - Carpintería Moyano
20 de enero de 2015 0 Comentarios

Uno de los problemas más comunes que vienen produciéndose en los hogares es el roce de las puertas con los marcos o con el suelo. Por lo general, esto ocurre debido a que se aflojan los tornillos que la sostienen o a una deformación de la madera.

Para detectarlo, lo primero que se tiene que hacer es revisar las bisagras y, en caso de que estén flojas, habrá que proceder a su ajuste.
En el caso de que el roce esté en un lateral de la puerta o en la parte de abajo, habrá que desgastar el lado por el que se produce el rozamiento para que deje de hacerlo. Cuando el roce es mínimo, este se podrá realizar con un papel de lija, incluso sin quitar la puerta si se trata en parte del lateral. Si el problema está en la parte inferior, lo más conveniente será quitarla para trabajar en mejores condiciones y ayudarse con un taco de madera para trabajar de manera uniforme toda la superficie.

Es de suma importancia tener mucha precaución a la hora de lijar para evitar excederse, puesto que no debemos lijar más superficie de la conveniente. Después se debe pasar un papel de lija de grano fino para dar suavidad a la superficie lijada para después poder barnizar o pintar la puerta.